e-Noticies | Blogs blogs e-noticies e-noticies.cat

09 d'Abril de 2014

Tanto esperar para Cañete. Ya pensábamos que la campaña del PP la iba a hacer su logo a través de un plasma. Confían en que el electorado español no está cambiando y sigue votando sectas, colores y consignas repetidas por los autómatas de comité ejecutivo.

Sin sorpresas. Tiene pinta de que estaba decidido hace mucho. ¿Por qué han retrasado tanto su presentación? ¿Quizá no le apetecía mucho cargar él solo con el tortazo electoral? ¿Quizá porque Cañete no es un tipo de mitin y televisión? ¿Saben que es fácil de cansar? ¿Fácil de desgastar? ¿Un poco de todo? Probablemente.

Frente al discurso mujerista de Valenciano, el PP nos presenta a un señor con barba blanca, digna panza pero sin rebosar y con un carácter campestre para lo de las criadillas, a la par que sofisticado cuando le da la gana.

Elena Valenciano de clase media urbana. Él con un pie en la aristocracia rural vinculado familiarmente a la familia de ganaderos Domecq, digno representante del señoritismo gaditano, onubense o sevillano. Todo rodeado de rancio abolengo y mucha PAC. El PP sigue pensando que ir a Europa es ir a sacar dinero y manda al experto. Haber madrileñeado mucho, lejos de suavizarlo, refuerza el estereotipo de diputado de provincias de la época del mejor Presidente del Gobierno que ha tenido España: Eduardo Dato.

Cañete es Ministro, carga con él la gestión del Gobierno. Eso no ayuda. Si hay debate cara a cara, tendremos un Pizarro. Es decir, que su preparación le permitirá ganar el debate en el fondo y perderlo en las pompas, frente a una Valenciano que no será la densidad intelectual personificada, pero sostiene el relato más extendido sobre las causas de la crisis y domina la estética que le gusta al buen progre, dueño absoluto de la mente y conciencia del español medio.

Elena Valenciano puede estar contenta, va a poder parecer todo lo moderna que a ella le gusta ser. Exponer su feminidad, su feminismo, su europeísmo naíf y su sensibilidad social. Todo "en pleno siglo XXI". Al PP no le interesa un cara a cara en televisión, sería lo modernillo frente a lo carca. Horror. Creo que no tendremos cara a cara. Y Valenciano también puede temer que Cañete la sumerja en las densidades de la política comunitaria.

Viniendo a Catalunya. Cava en la sede de Ciutadans. Cañete es probablemente el peor candidato para el PP Catalán y su elección demuestra que el famoso Comité Electoral del PP no pinta nada en la elección de candidatos, lo preside Sánchez-Camacho. En las Terres de l'Ebre seguro que recuerdan aquella famosa referencia a las criadillas que Cañete emitió en relación al Plan Hidrológico Nacional. Y el PPC tiene un electorado muy urbano que no conecta con lo agrícola y sí conecta con un dinámico tándem Nart/Girauta, urbanita, ilustrado, regenerador y de españolismo inteligente que recibe apoyos ya en toda España.

Cañete no es un candidato para este mapa de partidos fracturándose, huele a sistema, a más de lo mismo y las elecciones europeas son siempre de berrinches y experimentos. Ruiz-Mateos sacó 600.000 votos en las europeas de 1989 sin una crisis como la de ahora y con una derecha revuelta. Resulta que ahora el PP también anda revuelto y tiene competidores por todas partes. ¿Cañete moviliza al electorado popular? Porque va de esto la cosa... Los partidos pequeños sí están muy movilizados. Si usted es o fuese de derechas, ¿Cañete o el elocuente Vidal-Quadras? Vidal-Quadras aún conoce mejor las instituciones europeas.

¿Mi opción? El P-Lib, si logra pasar el filtro de la recogida de firmas para presentar candidatura.

Ya saben que me gusta jugármela antes de elecciones. Sigo en la línea. Mi pronóstico: gana el PSOE por poco y el bipartidismo sufre como nunca.

Aquí lo tienen:

PSOE 17  menos 4

PP 16 menos 7

La Izquierda 7 más 5

UPyD 6 más 5

ERC 2 más 1

CEU 2 igual

C's 2 más 2

Podemos 1 más 1

Vox 1 más 1

@AzoteLiberal en Twitter

 

Tafanera

Blinklist

Fresqui

Del.icio.us

Barrapunto

Digg

Menéame

Twitter

Facebook

Enviar a un amic  
1961
0
TORNAR